13.

Estándar

No te tengo y
Ya pienso que
te he perdido
Me duelen todas y cada una
De las sonrisas que me sacaste
Cada una de las caricias que
Me diste
Me duelen los oídos al recordar
Tu dulce voz acariciandolos
Tus agarrate
Y acto seguido volabamos
A más de 130 por aquella carretera
Donde por un día
Unas horas
Fuimos la envidia de los mas enamorados
De aquella ciudad.
Valencia.

Estándar

Esa noche fue
lo más cerca que estuve
de rozar mi cielo,
lo más cerca que estuve
de arañar su espalda,
y por suerte o por (des)gracia
lo más cerca que estuve de tenerlo
entre mis piernas,
reflejado en mis ojos,
lo más cerca que estuve
de morderle,
lo más cerca de poderle gemir al oído
cabrón,
lo más cerca que estuvo
de ser mio.

Desde entonces solo sonrío
cuando alguien me sonríe
sera por inercia,
cortesía o,
por recuerdo de que una vez esa sonrisa fue tuya,
no lo se,
pero desde que mi vida a dado este giro de 180 grados
nada es igual,
preferiría que hubiera dado la vuelta entera y,
quedarme donde estaba.

Porque una vez o varias o muchas
o aún no ha parado de hacerlo Salem
descrivio como eran los follamantes,
su clase de amor y como se amaban,
dulces sonrisas salen al recordarnos a nosotros como ellos
pero lo que le falto fue el final,
como terminan,
que pasa cuando dejan de amarse,
o de follarse,
como salen de su guarida a sorprender al mundo
como el nos sorprende,
porque si Salem no escribe este final,
tu y yo tampoco.

Estándar

Entré,
te besé, y
desapareciste.
Dejaste mi habitación hecha un desastre,
igual que mi corazón.
El sujetador colgado del armario,
la camiseta en la silla, y
los sentimientos por los suelos,
donde un día estábamos nosotros.
Las risas desaparecieron, en cambio antes estaban por las nubes,
cielo gris el de hoy, han dado amenaza de lluvia,
en mis ojos.
Terremoto sentimental el de pensar que tus dedos no me volverán a tocar.
Pero son va-y-v(i)enes de la vida.
Idas y avenidas que,
andamos sin saber a donde vamos.
Son las preguntas sin respuesta,
las lágrimas después de la huida.
Que le vamos ha hacer si mi mundo esta lleno de catástrofes,
sentimentales,
desastres meteorológicos,
cada noche se avecina lluvia y por las mañanas,
ciclón de sonrisas.
No hay nada mejor que reír llorando,
ni nada peor que llorar riendo
de tristeza.
Porque un corazón roto tiene partes,
tristes,
alegres, y
rotas.
Pero que te saquen una sonrisa en medio del desastre de
habitación (y corazón),
equivale a cien días de lluvia y un rayo de Sol.

Amor “Casual” de verano

Estándar

Encontrar el amor de tu vida un verano casual, son bonitas las casualidades verdad?
Aunque no creo que existan.
Volar en el mar entre tus labios y la arena,
tostar tu sonrisa al Sol.
Son cosas que pasan en verano,
descubres que los tacones a las cinco de la madrugada no estan echos para llevarlos en los pies,
que la copa cuanto menos la mires más rápido se vaciará,
que la playa es el mejor lugar para ir a las seis de la mañana cuando ya no sabes ni con que sonrisa ni canción empezaste la noche
y sobre todo es el mejor lugar para pasear con ese amor de tu vida “casual” de verano.
Lo que pasa es que el verano no es eterno, llega septiembre y todo termina y llega a su fin, sabes porque?
‘Porque en septiembre se vacían piscinas, se despiden amores y se rompen corazones’.

Primavera en invierno

Estándar

Juré no volver a desaprovechar ningún te quiero,no volver a romper una promesa y sobre todo no volver a llorar por ti y por mí ,pero para cumplir todo esto tenía que superar la parte más dura, no volverme a enamorar.
Juré Que cada vez que sintiera mariposas en el estómago las dejaría volar para que dentro de mí fuera invierno de nuevo y afuera un poco más primavera, como lo era cuando estabas tú

Que viene a ser lo mismo

Estándar

Que las sonrisas no queden abolidas en este mundo de tristeza
Que los te quiero no se queden castigados sin salir de casa o de la boca
Que viene a ser lo mismo,
Hay mucha gente con miedo
Miedo a las alturas
Miedo a los lugares cerrados
Miedo a dormir a oscuras
Y yo a parte de todos estos miedos
Tengo miedo a volverme a enamorar
Que estupidez verdad?
A no besar unos labios con pasión, a no volar cada ver que me cojan de la mano,
Pero quien sabe si estoy enamorada del desconocido que va a leer esto, o tal vez de ti
Que viene a ser lo mismo, no?

image

el abecedario de tu piel

Estándar

Hay un punto intermedio en el cual escribes, y luego esta el extremo, el cual estoy en estos momentos que, no se te ocurre ni por que letra empezar, bueno empezaría por tu inicial, continuaría por la B de tus besos, luego por la C de tus caricias y terminaria donde terminasen tus dedos esa noche, que es en ningun sitio, ni en mi cama ni en la tuya, pero, podemos quedar de vernos en mis sueños que aunque fuera por un momento podria empezar el abecedario con tus besos y terminando por la que tu quisieras, rogandote que empezaras de nuevo y que no te fueras, porque mi piel te echa de menos.